Le agradecemos su interés en el Centro de Miopía Fernández-Velázquez. Tenemos un especial interés en buscar soluciones globales y definitivas para la miopía y el queratocono.
+ (34) 637 527 480
info@fernandez-velazquez.com/nuevaweb

Related Posts

Blog

La topografía corneal, base de la sospecha del queratocono

El queratocono se sigue detectando demasiado tarde

El queratocono se sigue detectando demasiado tarde (incluso en Europa) y esto es algo, por desgracia, que lo sabemos todos los profesionales que tratamos pacientes con este problema. Ahora un estudio muy reciente realizado en Bélgica lo acaba de nuevo de refrendar.

En esta investigación se evaluaron cerca de 400 pacientes con queratocono que había sido recientemente diagnosticado. Los autores llegaron a la conclusión que en muchos de ellos, el correcto diagnóstico fue tarde ó demasiado tarde en el curso de su enfermedad. Esto tiene implicaciones clínicas muy importantes sobre todo ahora que tenemos un tratamiento altamente efectivo para detener o retrasar la progresión de la enfermedad como es el cross-linking (CXL). Por lo tanto, el ser capaces de realizar un diagnóstico temprano y recomendar tratamientos eficaces son cada vez más importantes. Por desgracia, todavía nos encontramos muchos casos en que otros profesionales les han dado información incorrecta como puede ser que las lentillas duras o gas-permeables son eficaces para frenar su progresión.

Dada la importancia del CXL para el paciente joven con queratocono precoz, es esencial que la comunidad profesional sospechen de su presencia en sus primeras etapas. La base de su diagnóstico se facilite enormemente por medio de la topografía corneal. Sin embargo, esta tecnología aún no se ha adoptado universalmente en la práctica general, por lo que hay otros hallazgos que deberían motivar un estudio más profundo o derivar del paciente a otros profesionales.

Estos incluyen:

  • Pacientes jóvenes que no pueden ser graduados para ver bien correctamente (1.0). Por desgracia, todavía me encuentro niños y jóvenes que habían sido diagnosticados de ambliopía (ojo vago) y realmente era un queratocono.
  • Distorsión en las miras (aunque sea muy ligera) en la queratometría manual o cualquier irregularidad del reflejo retinoscópico . Ambas pruebas siendo muy básicas, no se realizan tan frecuentemente como deberíamos esperar.
  • Gran diferencia en el astigmatismo entre ambos ojos. Generalmente el astigmatismo (distorsión corneal) debería presentar una cierta simetría entre ambos ojos.
  • Fluctuación en la graduación. Muchos pacientes con queratocono inicial comentan con cierta incredulidad que antes de saberlo habían pasado por multitud de profesionales y cada uno le había dado una graduación distinta.

La importancia del diagnóstico precoz, especialmente en los pacientes más jóvenes, es vital ya que el tratamiento de CXL puede prevenir su progresión futura y las limitaciones en la visión en estos pacientes . Muchos de éstos podrían seguir usando gafas y/o lentillas blandas sin tener que necesitar diseños de lentes de contacto más complicados y evitando, al mismo tiempo, incluso tener que plantear en el futuro un trasplante corneal