Le agradecemos su interés en el Centro de Miopía Fernández-Velázquez. Tenemos un especial interés en buscar soluciones globales y definitivas para la miopía y el queratocono.
+ (34) 637 527 480
info@fernandez-velazquez.com/nuevaweb

Related Posts

Blog

¿Cómo de frecuente es el queratocono?

A pesar de todos los estudios publicados hasta la fecha, la prevalencia del queratocono no se conocetodavía con certeza. Tal vez , una de las causas de este problema es que cada investigador ha usado criterios diferentes en poblaciones y países deferentes. Clasicamente en 1986 se estableció en el estudio Minessota que había un caso de queratocono por cada 2000 personas siguiendo una metodología muy obsoleta para la actualidad. En 2017, nos sorprendimos de un estudio realizado en Holanda que hablaba de 1 caso cada 375 habitantes.

Pero, sin embargo, todavía podría ser más común. Un reciente estudio australiano ha estudiado la prevalencia de queratocono en jóvenes de 20 años. Los datos revelarían que ésta es de 1,2% (IC del 95%: 0,7–1,9). Lo que es lo mismo, que habría 1 persona con queratocono cada 84 «normales»; esta prevalencia es una de las más altas registradas a nivel mundial.

Los autores evaluaron las imágenes de Scheimpflug generado con el instumento Pentacam (Oculus, Alemania) de 1259 participantes. Se utilizó como punto de corte para definir la presencia de queratocono el encontrar una puntuación BAD-D de ≥2,6 (sensibilidad del 80%) en cualquier ojo . El BAD-D es un índice que utiliza la elevación anterior y posterior, datos paquimétricos, una «superficie de referencia mejorada», Kmax y ARTmax.

De los 1259 participantes del estudio, el 50,8% eran mujeres y el 85,7% eran caucásicos. No hubo asociación entre el queratocono con el sexo, raza, índice de masa corporal, uso de gafas o lentes de contacto, antecedentes de enfermedad ocular alérgica o embarazo. Sin embargo, el tabaquismo habitual (38,5% frente a 14,6%, p = 0,04) se asoció con el queratocono.

Dado que el queratocono puede progresar reduciendo la visión, estos datos destacan que puede ser necesario realizar un mayor número de pruebas de detección a edades más temprana. La detección temprana del queratocono y su progresión puede permitir el uso de crosslinking para estabilizar la córnea y evitar la progresión del queratocono.

ACCESO AL ESTUDIO: AQUÍ