Le agradecemos su interés en el Centro de Miopía Fernández-Velázquez. Tenemos un especial interés en buscar soluciones globales y definitivas para la miopía y el queratocono.
+ (34) 637 527 480
info@fernandez-velazquez.com/nuevaweb

Related Posts

Blog

Miopía en niños como detectarla de forma rápida

Miopía en niños, un problema en muchos aspectos

La miopía en niños puede causar muchos inconvenientes en su desarrollo. Además de los evidentes problemas en su vida diaria derivados de no poder ver con claridad los objetos situados a una cierta distancia. Este tipo de trastornos puede conllevar problemas de aprendizaje, ya que ver con claridad cualquier cosa escrita en la pizarra o en la pared a una cierta distancia resulta prácticamente imposible.

Tratar de prevenir y detectar los problemas de miopía en niños es una labor de las personas que conviven con ellos, debiendo ser capaces de determinar si se presentan comportamientos poco habituales o extraños que el niño ha desarrollo para tratar de suplir su incapacidad visual.

Señales que indican un problema de miopía

Existen algunos hábitos que los niños con problemas de agudeza visual presentan. Algunos de ellos son:

Se acerca mucho a un texto para poder leerlo.

Cuando un niño tiene un problema de agudeza visual para ver de cerca tiende a acercarse mucho el libro o el papel que tiene que leer.

Suele adoptar posiciones extrañas con la cabeza.

Cuando no se pueden enfocar bien las imágenes debido a un problema de miopía un hábito que suele adoptarse es colocar la cabeza de determinadas maneras extrañas, como un intento de conseguir ese enfoque que los ojos no consiguen realizar.

Deja de prestar atención.

Si no ve correctamente, el niño puede acabar perdiendo el interés por las clases, los juegos, la lectura, etc., si se detecta que la actitud de un niño en este sentido ha cambiado puede ser un síntoma claro de un problema de visión.

Carece de buen criterio para combinar colores.

Si cuando está pintando se detecta que las combinaciones de colores que elige resultan llamativas y con poco criterio puede ser que exista un problema de daltonismo.

Se adquieren hábitos diferentes.

Un niño que no ve bien la pizarra puede comenzar a inventar ciertas excusas para acercarse a la misma. Si se observa este tipo de comportamiento de forma repetida puede ser un claro indicativo de miopía.

Detectar un problema de miopía en los niños de forma rápida es la mejor manera de corregir el problema, de ayudar al niño a que pueda tener una vida mucho más fácil y cómoda, sin los problemas e inconvenientes que esta alteración puede causar en su vida diaria. Observar sus costumbres, su comportamiento y sus nuevos hábitos si los hay, es la mejor manera de ayudarles a corregir este problema visual.