La progresión de miopía se reduce al aire libre


examen vision niñosEl aumento de la cantidad de tiempo al aire libre reduce significativamente la progresión de la miopía en niños  a lo largo de 3 años, según una nueva investigación sugiere. En un ensayo aleatorizado y controlado dirigido por el Dr Mingguang He del Centro Oftalmológico de Zhongshan en Guangzhou, China y  publicado en la edición online de JAMA, la adición de 40 minutos de actividad al aire libre en la escuela en comparación con la actividad habitual produjo una reducción en la  incidencia de miopía y en  su aumento a lo largo de 3 años.

En el estudio participaron 1903 estudiantes de 12 escuelas con distribuciones similares de la agudeza visual no corregida en sus alumnos. Las escuelas fueron asignadas aleatoriamente a un grupo de intervención o al grupo control. Los estudiantes en las escuelas de intervención participaron en una clase al aire libre obligatoria de 40 minutos al final de cada jornada escolar, y se aconsejó a los padres fomentar la actividad al aire libre fuera del horario escolar, mientras que las escuelas de control no alteraron sus horarios de. De los 1903 niños inscritos, 1579 (83%) completaron la evaluación de los resultados a 3 años. Al inicio del estudio, menos del 2% de los niños en cada grupo tenía miopía. A la conclusión del estudio, la prevalencia de la miopía fue estadística y significativamente inferior en el grupo de intervención, en el 30,4%, en comparación con el grupo control, en el 39,5%. También había una diferencia significativa en el cambio  en la refracción esférica equivalente para el grupo de intervención (-1,42 D) en comparación con el grupo control (-1,59 D). Además, en un análisis post hoc de ajuste para corregir la miopía de los padres, un importante factor de riesgo para la miopía, el riesgo de progresión a la miopía continuó siendo significativamente menor en el grupo de intervención.

“Nuestro estudio logró una diferencia absoluta de 9,1% en la tasa de incidencia de la miopía, lo que representa una reducción relativa del 23% en la incidencia de la  miopía  después de 3 años”, según los autores. Aunque la reducción es inferior a lo que los  investigadores habían anticipado, todavía es clínicamente importante,  explicando que “los niños pequeños que desarrollan miopía temprana son más propensos a desarrollar alta miopía (≤-6 D), lo que aumenta la riesgo de miopía patológica”. Cualquier retraso en la aparición de la miopía en los niños pequeños, que tienden a tener una mayor tasa de progresión, “podría proporcionar inmensos beneficios para la salud ocular  a largo plazo” y reducir la carga personal y social de la miopía, continúan  los autores. Por otra parte, el programa de educación dirigido a los padres de los niños en las escuelas de intervención no tuvo un efecto sobre la cantidad de tiempo que los niños pasan al aire libre fuera del horario escolar, los autores observar.

 

Para saber más sobre control de miopía.